Primero fue su pelo y ahora su body. Está claro que a Blanca Suárez le va la marcha, le gusta dar que hablar y sabe perfectamente cómo funciona el mundo de hoy en día.

Lo importante es que hablen, no importa si bien o mal, pero que hablen; y parece que Blanca Suárez se ha tomado esta filosofía muy en serio.

Como todos sabemos, generar notoriedad en las redes sociales es algo que llama mucho la atención de las grandes marcas, que no dudan en competir por contratar los servicios de estas celebrities con el objetivo de dar un empujón extra a sus ventas y a su imagen.

El caso es que hace unos meses ya, la actriz madrileña protagonizó uno de los momentos más virales de ese momento.

Todo sucedió durante un rodaje de la marca Too Cloudy, en el cual Blanca Suárez lucía un peculiar body que, al parecer, fue estratégicamente colocado para generar controversia.

A los pocos instantes de subir la foto a sus redes sociales pudimos comprobar que el body en cuestión no se viralizó por su diseño en sí, si no más bien por lo que dejaba entrever al resto de espectadores, pero también pudimos comprobar que lo que hizo Blanca no fue un descuido. De hecho, fue todo lo contrario, ya que cuidó bastante bien todos los detalles que formaban parte de su particular campaña viral.

Aún así, instantes antes de publicar su nueva foto, y sabiendo lo que iba a poder generar, Blanca Suárez se encargaba de restar importancia a su “descuido” con el siguiente título: “Tranquilos, aunque parezca que se escapa mi body de @toocloudyes lo tiene todo controlado”.

Supongo que ya os podéis imaginar todo lo que sucedió a continuación. Efectivamente, una avalancha de opiniones de todo tipo, desde personas que felicitaban a la actriz por su valentía y atrevimiento hasta retractores que se oponían a que el cuerpo de la mujer, representado de forma sexy, fuese un elemento tan recurrente dentro de la publicidad.

En resumidas cuentas, minutos después de que Blanca Suárez publicara su viral “descuido”, y con todas las miradas puestas en sus redes sociales, la actriz madrileña continuó subiendo más fotos posando con diferentes modelos de la misma marca, consiguiendo que todas ellas tuvieran un gran número de “likes” y comentarios gracias al efecto anzuelo que generó su primera y más controvertida publicación.

IMG principal: Vanitatis

Pin It on Pinterest

Share This